Riego de cactus: en invierno, verano y durante la floración

En este artículo, aprenderás a regar los cactus correctamente. ¿Cuáles son las características del riego en las estaciones cálidas y frías? ¿Qué tipo de riego se requiere para los cactus durante la floración?

Las reglas básicas para el riego de los cactus

Los cactus no necesitan riego frecuente. Absorben y retienen agua, y luego la usan poco a poco. Si se riega la planta con agua insuficiente, sobrevivirá. El riego intensivo puede provocar podredumbre y diversas enfermedades. Por lo tanto, es mejor regar insuficientemente que excesivamente.

Antes de regar, el agua debe ser asentada o hervida. El agua filtrada también es adecuada para regar los cactus.

  • Si utiliza una regadera, debe recordar que no puede verter agua sobre la planta misma. Solo puede humedecer la tierra. Vierta el agua más cerca del borde de la maceta. Esto evitará que la humedad llegue a la planta.
  • Con un pulverizador, solo puedes rociar agua sobre el cactus. Caerá sobre la planta en forma de rocío.

El día después de regar, es aconsejable aflojar la tierra. Esto saturará la tierra con oxígeno y evitará la aparición de moho y podredumbre.

Formas de regar

  1. Vertiendo agua en la bandeja. El agua se vierte en un recipiente en el que hay una maceta. Las raíces del cactus absorberán esta agua desde abajo. Con este método de riego, es difícil regular la cantidad de líquido que consume la planta. Por lo tanto, es mejor no utilizar este método, especialmente si eres un principiante.
  2. Regando el suelo. Tenga en cuenta que tiene que humedecer toda la tierra al regar. Si se humedecen áreas individuales, se secarán rápidamente, y el cactus no recibirá suficiente agua. Después de regar, retire el exceso de agua de la bandeja debajo de la maceta.

Regar los cactus en la temporada de frío

Antes del riego, el agua debe ser calentada. Las horas de la mañana son el mejor momento para regar los cactus en la estación fría. Debe regar la planta no más de una vez cada dos semanas. Si hace frío en el interior, puede reducir el riego a una vez al mes.

En caso de alta humedad, puede evitar regar el cactus hasta la temporada cálida. En la temporada fría, si es posible, es mejor trasladar la planta a una habitación cálida.

Regar en la temporada cálida

Durante la temporada cálida, regar cada 2-3 días. Especialmente si se expone a la luz solar directa.

Si riega la planta por la mañana, el sol abrasador puede secar la tierra antes de que las raíces se mojen. Para evitar esto, riegue los cactus más tarde en la noche.

¿Cómo regar los cactus en flor?

Cuando un cactus comienza a florecer, la necesidad de humedad aumenta. La planta necesita más nutrientes para florecer sus brotes. Es necesario aumentar la intensidad del riego.

Se debe evitar la pulverización. Si las gotas de agua caen sobre la flor, el cactus puede dejarla caer.

En invierno, es muy difícil elegir el programa de riego adecuado para el cactus en flor. En este caso, vale la pena prestar atención al estado general de la planta:

  • Si tiene un cactus adulto sano, puede prescindir del riego intensivo.
  • Un cactus joven o débil puede no soportar el riego frecuente en el invierno. Para salvarlo de la deshidratación, debes quitar el brote. De lo contrario, la planta podría morir.